Euskadi no es Uganda

En Euskadi somos los ases de la gestión pública a pesar de las insidias que difunde impunemente el Tribunal Vasco de Cuentas. Que si el BEC necesita 150 millones de euros para salir a flote, que si la AP-1 se pagó con sobrecostes injustificados, que si la Diputación de Álava adjudica millones de euros sin respetar la Ley de Contratos. Calumnias. Por suerte, como en todo país civilizado que se precie, nadie lee los informes del Tribunal de Cuentas.

En Euskadi la corrupción es un hecho puntual salvo los protegidos de Ibarra, Cearsolo en el Guggenheim, las comisiones de Sondika, el caso De Miguel, el fraude de las oposiciones de Osakidetza, el lío de la Hacienda de Irún y una larga lista de hechos puntuales. Por cierto, pese a algunos rumores que circulan en la calle, en Euskadi todo el mundo sabe que Urdangarin no es vasco. Nació en Ávila y se crio en Murcia antes de establecerse en Barcelona.

En Euskadi mantenemos un escrupuloso respeto por la división de los cuatro poderes que rigen nuestras instituciones: el ejecutivo, el legislativo, el judicial y los clubes deportivos profesionales, preferentemente, de fútbol.

El artículo completo, en el blog que acabo de estrenar en eldiarionorte.es, la edición vasca de eldiario.es.

BONUSTRACK: Hoy en el programa Hoy por Hoy Vitoria hemos entrevistado a El Koala (sí, el de Opá, yo viacé un corrá) y ha cantado Kortatu por bulerías.

Ir a descargar

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *